CONTÁCTENOS


Cómo han conseguido sustituir los móviles a las cámaras de fotos profesionales

Cómo han conseguido sustituir los móviles a las cámaras de fotos profesionales

Durante la última década el móvil ha unificado funciones avanzadas para las que antes necesitábamos dispositivos dedicados: el GPS, la radio FM, la grabadora de voz, la agenda, el despertador, etc.

En los últimos años esta tendencia se ha centrado en las cámaras de fotos y, si bien en principio el objetivo fueron las cámaras de fotos compactas, el nivel de especialización y las mejoras técnicas han puesto en la picota incluso a las cámaras réflex.

El modo retrato de los móviles, en el que el fondo se desenfoca para que el motivo principal gane protagonismo. Durante los últimos dos años se ha depurado mucho este efecto y ya existen móviles que al aplicarlo cuesta distinguir si la foto se ha realizado con una cámara réflex o con un móvil.

Ante esta increíble mejora en la calidad de imagen que ofrecen los móviles actuales, no son pocos los profesionales que optan por utilizar móviles de gama alta como el LG V30 para crear sus obras tanto en fotografía, como en vídeo.

Vamos a repasar con más detalle qué características permiten obtener resultados profesionales con la cámara de un móvil y están haciendo que muchos fotógrafos y creadores de vídeo profesionales dejen sus cámaras en casa y elijan el smartphone como única herramienta fotográfica.

Sensores de calidad profesional

Hubo un tiempo en el que los fabricantes solo parecían interesarse en que las cámaras de sus dispositivos tuvieran el mayor número de megapíxeles posible, sin importar la calidad real que ofrecían esos sensores. En esa época era fácil encontrar sensores de 20 megapíxeles o más, mientras que actualmente, la media de megapíxeles en las cámaras de los móviles de gama alta ronda los 16 megapíxeles.

¿Por qué teniendo menos megapíxeles las fotos son mejores? Los fabricantes de smartphonesencontraron la respuesta en las cámaras réflex que estaban intentando reemplazar: la calidad del sensor.

Los megapíxeles de las cámaras solo son importantes para el tamaño real de impresión, por lo que, si no vas a poner tu foto en una pancarta de publicidad, tanto te da que un sensor tenga 12 megapíxeles o 20 megapíxeles. Lo que realmente importa es la calidad de las celdas fotosensibles del sensor y su eficiencia a la hora de captar la mayor cantidad de luz para que las imágenes resultantes muestren mayor riqueza en los detalles.

Con la calidad de los sensores como base, la carrera de los megapíxeles ya carece de sentido. Por ese motivo ya no encontramos móviles con resoluciones de 20 megapíxeles o más entre las gamas altas, pero sí auténticas joyas de la ingeniería como el sensor HDR de 10 bits que incluye el LG V30.

Este cambio en la profundidad de bits del sensor de la cámara, que para la mayoría de usuarios no pasa de ser anecdótico, para un usuario profesional supone una diferencia insalvable ya que determina la cantidad de información sobre el color y la luz que el sensor recoge en cada toma. Para poner esta característica en contexto, decir que el estándar Blu-ray utiliza una profundidad de color de 8 bits, por lo que este sensor sería capaz de recoger mucha más información sobre la calidad de vídeo que la que puedes ver en una película en este formato.

El LG V30 viene equipado con un sensor en que cada píxel tiene un tamaño de 1.0 µm, en el que cada uno de estos píxeles es capaz de almacenar 10 bits de información de luz, en lugar de solo 8 bits como es habitual en la mayoría de cámaras de consumo general. Esos dos bits de diferencia permiten almacenar mucha más información sobre el color, proporcionando al profesional un mayor rango dinámico en los colores para trabajar en la postproducción de la imagen.

Fuente: www.businessinsider.es

CONTÁCTENOS

Image
TELÉFONO
318 707 84 70
320 666 31 71
Image
E-MAIL
Image
HORARIO DE ATENCIÓN
Lun- Sab 7.00am - 10.00pm